Variedades de Maca, los beneficios de este superalimento

La maca es un tubérculo, como la papa se desarrolla bajo tierra, con muchas ventajas terapéuticas y nutricionales. A modo de anécdota te contaremos que fue utilizada como moneda en tiempo de los Incas. 

Este es un superalimento, que no lleva hormonas. Si has oído que sirve para levantar el apetito sexual, es cierto, pero es porque no que se comporta como un estimulante del sistema nervioso. Así que esto es sólo uno de sus beneficios, porque además tiene efecto vigorizante, vitamínico, antianémico, desfatigante, e incluso dermoprotector, ¡así que a por ella!

Tipos de maca, tres colores: negra, roja y amarilla

Puedes encontrar maca de tres tipos, aunque todas son de la misma especie: negra, roja y amarilla. Las propiedades de cada una son un poco diferentes, aquí te las explicamos brevemente: 

  • Maca Negra. Es la más rara y resulta mejor para aumentar la motilidad del esperma y el volumen de producción. Además ayuda a mejorar la capacidad de aprendizaje, memoria y concentración. Se recomienda, al igual que la maca roja, para proteger la estructura ósea. 
  • Maca Roja, la más antioxidante. En este tipo de maca se da en mayor proporción ciertos compuestos antioxidantes y antitumorales, y otros fitonutrientes como alcaloides, taninos, saponis y esteroides. Su sabor es más agradable y dulce. 
  • Maca amarilla. Es la más habitual en herbolarios y supermercados. Tiene 12 minerales, 10 vitaminas esenciales, ácidos grasos, 40 aminoácidos y 4 glucosinolatos únicos. Sirve para combatir los estados de debilidad, falta de energía, y como apoyo en casos de anemia y astenia. También se ha descubierto que libera sustancias que inciden sobre el hipotálamo y la glándula pituitaria, lo que libera hormonas folículo-estimulantes, que es lo que explica su efecto como vigorizante sexual. Para las mujeres en edades cercanas a la menopausia mitiga los sofocos, la migraña, la debilidad, la fatiga y previene la osteoporosis.

Recomendaciones generales

La maca es una raíz andina, por tanto certifica siempre este origen. No confíes en la de origen asiático, seguramente esté “fabricada” en laboratorios. Así que la mejor es la que proviene de Perú y Bolivia. 

Comprueba que la maca no esté mezclada con otras harinas, por ejemplo con harina de arroba. En ese caso poseerá otras propiedades, también beneficiosas, pero no estarás tomando maca al 100%. Para elaborar el polvo de maca hay que secar la raíz, y para que no pierda nutrientes se debe hacer a menos de 40 grados. En la etiqueta del paquete viene señalado a cuántos grados se secó la raíz.

Aunque es un superalimento no conviene abusar de ella. Abusar es tomar más de 25 gramos al día. Si estás embarazada o dando de mamar a tu bebé consulta al médico si debes tomarla o no, por los componentes alcalinos que tiene.

Puedes tomar maca directamente troceada de la raíz o en polvo. Alguna idea que podemos darte es añadir a la leche o bebida vegetal una cucharada, también puedes mezclarlo con zumo, o te (no se recomienda con el café). Muy ricos están los sorbetes de papaya y arándanos con este superalimento. 

En la cocina caliente también puedes usarla, pero es mejor añadirla al final. Por ejemplo, están exquisitas las lentejas con curry y maca o la crema de verduras con maca y queso parmesano.

Esperamos que estas ideas te hayan ayudado y acercado a este gran alimento. Y ¡ojo! porque el beneficio no es tan inmediato, sea del color que sea, tendrás que esperar tres o cuatro semanas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *